Puta, puta que respeta la vida

Afibola Sifunola, es una joven poeta cubana que desde muy temprano se inició en el Spoken Word, una importante manifestación de la cultura hip hop, pero que lamentablemente en Cuba tiene muy pocxs exponentes.

Este poema que les comparto es uno de mis preferidos, sobre todo por el verso que nombra este post. Me parece sublime su planteamiento, y sobre el vuelvo una y otra vez cuando siento que se está haciendo un análisis moralista de un fenómeno tan complejo como la prostitución.

Sin embargo, este tema es mucho más que eso, es la reivindicación del rol de las mujeres en la sociedad a partir, precisamente, del propio cuerpo femenino, objeto históricamente deseado por los hombres. Como dice Afibola: “es que mirando nuestros cuerpos te pierdes”.

Foto de portada Alina Guzmán. Tomada de OMNI 

La rumba es atraso (+audio)

Esta mañana compartí en mi perfil en Facebook un fragmento del tema “Tú con tu ballet” de El Disco Negro de Obsesión. Estoy segura que más de una persona debe hacer pensando: “La negra se volvió loca”, porque precisamente compartí la estrofa más racista que tiene el tema:

Yo la verdad no estoy pa esa negrá

Y na’ porque yo no soy racista es ma’ mi mejor amiga es negra.
Esa cosa de esquina no es de gente fina
¿Te imaginas yo ahí metida?
Tantos negros bailando, sudando, cantando cosas que no entiendo yo ando…
Yo ando en otro en otro ambiente, otro mundo, diferente…
No hay tambores ni bulla, es decente, de Europa, Occidente, adelanto.
¿Comprendes?

¡A la rumba yo no voy ma’!
Y te digo, yo, yo no tengo nada en contra de eso
Pero no voy a esconder lo que pienso, la rumba es atraso.
Ve tú, yo paso.

Eso fue tan solo un adelanto, una especie de provocación, como para ir calentando los motores. El tema que salió del ingenio de Magia López Cabrera y Alexey Rodríguez Mola (..el tipo este..) lo comparto acá para que lo disfruten.

Ta’ loco: es que su abuelo, peleó con los mambises (+audio)

Hoy es 10 de Octubre, fecha que llevo inscrita hasta en mi carnet de identidad. Vivo en un municipio habanero de igual nombre como tributo al inicio de nuestras luchas independentistas, cuando Carlos Manuel de Céspedes liberó a las personas esclavizadas (dicen las “malas lenguas” que una docena porque el estaba francamente en quiebra) que eran partes de sus “bienes materiales”. Eso fue en 1868, y así lo cuenta la historia oficial. Tal acción le ha servido para ser reconocido como “Padre de la Patria”.

El año pasado en estas fechas, con la publicación de Diez de Octubre: Día del chiste racista en Cuba se produjo interesante debate en esta bitácora, donde afloraron diversas valoraciones acerca de la trascendencia del acto protagonizado por Céspedes en La Demaguaja.

Hoy salgo con una más de mis “excentricidades” como dice un lector (pero que para mí es muestra del pensamiento decolonial cada vez más generalizado), y decido compartir “Loco”, tema del grupo cubano de rap Obsesión, donde desde la sátira se visibiliza la representación racializada y minoritaria de las personas negras y mestizas en la televisión cubana.

Acá les va el tema y la letra de “Loco”. Disfrútenla.

Autor: Alexey Rodríguez Mola (.. el tipo este..)
Reinier Fumero Noriega (El Adverzario)
Intérpretes: .. el tipo este..
Voces: .. el tipo este.. y Magia

¿Ah tú crees que yo estoy loco?
Asere mira, asere mira.
Yo miro la televisión y digo ¿dónde?, ¿dónde estoy reflejado yo ahí?
¿Donde me veo yo ahí?, ¿dónde está por que yo no me…?
¿Qué cosa es eso?
Yo miro la televisión
Yo miro la televisión y digo:
Yo creo que le, que le faltan viandas al ajiaco que hablaba
Fernando Ortiz porque eh, ahora mismo yo digo bueno pero, pero…
Mira por ejemplo en la novela to’ el mundo es blanco.
Y cuando hay negro entonces es de esclavo o le dan un papelito
Mínimo ahí de…
Yo quisiera saber cuál es la próxima novela… ¿cuál es la próxima
Novela que van a reponer ahora?
¿La esclava Isaura o Sol de batey o?

No le hagan caso, no sabe lo que dice,
Es que su abuelo, peleó con los mambises.
Ta’ loco, ta’ loco, ta’ loco, ta’ loco.
No le hagan caso, no sabe lo que dice,
Es que su abuelo, peleó con los mambises.
Ta’ loco.
Son verda’, son verda’, son verda’, son verda’, son ver…

No, no, no y eso que estoy hablando na’ ma’de la novela.
Toy hablando de la novela na’ ma’, porque si empiezo a hablar aquí.
Que to’ los escritores, guionistas y directores de televisión
Saquen historias donde los, donde las personas negras sean protagonistas también Porque…
Protagonistas positivos, que ahora no vayan a meter, ahora…
Nosotro’ también somo’ cubano, loco
Y respiramo’, sentimo’ cogemo’ la guagua.
Eh, eh fuimo’ a Angola y somo’ médico, ingeniero, maestro,
¿Entiende? somo’ profesionale’ también.
Ta’ bueno ya de…
¿Tú me entiende?

No le hagan caso, no sabe lo que dice,
Es que su abuelo, peleó con los mambises.
Ta’ loco, ta’ loco, ta’ loco, ta’ loco.
No le hagan caso, no sabe lo que dice,
Es que su abuelo, peleó con los mambises.
Ta’ loco, ta’ loco, ta’ loco, ta’ loco.
Son verdad, son verdad, son verdad, son verdad, son ver…

HIP HOP: Me afroconozco (+audio)

Título:  Me afroconozco
Autores: Magia López Cabrera y Alexey Rodríguez Mola (..el tipo este..)

Si ves que a mil va mi sex appeal verbal es porque ya me afroconozco
Puedo decir que es la segunda vez que nazco y que
Ha sido un poco brusco el redescubrimiento.
Es vital, la influencia del maestro (Tomás Fernández Robaina)
Esto es lo menos que puedo hacer por los ancestros
Tronco de ritmo, flow, conocimientos son instrumentos para exponer mis argumentos.
Me secuestraron la historia y aquí están las consecuencias
La negra aprendió a tejer con hilos de pertenencia, conciencia, descendencia, elocuencia
Y mírala como está dando hasta conferencias.
Ahora enfréntate a mí si quieres, si tienes, si eres
¿Tú crees que puedes? ¿De veras?
Tengo las armas y debo repartirlas, hoy.
Voy a enseñar a mi gente como usarlas.
Se trata de cómo vamos a empuñar esas armas
Cómo vamos a esgrimirlas para entregarlas
Responsablemente a nuestros hijos e hijas, que han de crecer fuertes
Preparados para los nuevos tiempos porque aquí entre nos:
El virus cambia de forma, muta, se moderniza junto a la escenografía
Lo que si no varía es la coreografía
Que pasa inadvertida para muchos todavía
Diluidos en la conciencia de la cubanía.
El silencio continúa en su porfía y yo imaginando cómo sería
¿Si este asunto, siempre pospuesto, no estuviera limitado sólo al círculo de intelectuales?
Si se debatiera en las comunidades,
Si no estuviera ausente del sistema educacional,
Donde su tratamiento es puramente histórico, no actual.
Si los mecanismos sociales no reprodujeran el problema,
Si no tuviera que hacer este tema,
Yo me pregunto ¿Cómo sería?

Yesenia Selier: diálogo espiritual de la academia a las artes (+vídeo)

A Yesenia Selier la conocí allá por los noventa y tantos tempraneros, cuando cruzábamos pasillos en la Facultad de Psicología de la Universidad de La Habana.

Luego, supe que estaba trabajando en el Marinello, como investigadora cultural. Más adelante pude valorar su alcance profesional su tesis de grado se convirtió en una de las investigaciones más utilizadas como referencia a la hora de analizar “la historia de la gente sin historia”.

Mientras tanto se hizo muy conocida en espacios como el movimiento cubano de rap donde permaneció aportando al pensamiento emancipador. Y por inscribirse también en la exigua lista de cubanas madre de trillizos.

Desde el 2004, vive en Nueva York, Estados Unidos, y enfrentarse a una nueva vida no ha sido fácil, ni personal ni profesionalmente. Emigrar tiene, sin dudas, muchos costos.

Sin embargo, Selier es una académica muy reconocida desde Cuba y sus textos siguen apareciendo en antologías y compilaciones que sobre género y raza se publican en la Isla y en otros países.

La también, bailarina y actriz y Womens Orishas, que se concentra en diosas del panteón yoruba, a las que pone a dialogar con mujeres contemporáneas.

Sobre esta mujer cubana, que se desenvuelve en tres escenarios profesionales, versa esta entrevista.

Primero te pediría que te presentaras: ¿quién es Yesenia Selier para Yesenia Selier?

Para Yesenia, Yesenia es una Guerrera Espiritual, una criatura siempre contemplando la frontera de lo que no se ha hecho todavía.

Una persona profundamente comprometida con el cambio, dispuesta a tener conversaciones incómodas. He intentado una par de veces de responder a las demandas del contexto pero al fin he comprendido que el único costo que no estoy dispuesta pagar es el de sacrificar mi autenticidad. Desde ella siempre me mantengo ocupada e inspirada y expandiéndome intelectual y espiritualmente.

¿Cuáles son los proyectos que consumen tu tiempo en la actualidad?

Consumir es un verbo definitivo en mi vida, mi mayor enemigo es el agotamiento físico y mental, pues ajustar los ejes de mi trabajo físico —como maestra y bailarina folclórica—, al intelectual y como madre de trillizos, es simplemente sobrehumano.

Yo creo que intelectualmente estoy lidiando con la enorme crisis metodológica de contar la historia social del negro cubano a través de los documentos tradicionales. La historia es una disciplina que depende de documentos y estos son mayormente producidos por las élites.

De ahí que mire en los últimos años más a otras formas de recuperar nuestro pasado a través de nuestras tradiciones. También me ha quedado claro la necesidad de comunicar mas allá del espacio puramente académico.

En los últimos cuatro años se ha consolidado mi vocación como activista cultural, materializando proyectos como Tambo! E Ibiono Project en torno la cuestión social y cultural cubana. En el presente, Global Ryhthms Cuba está centrado en la educación sobre la cultura cubana. Es un proyecto que entiende lo cubano como un vórtice cultural en el Atlántico, mas allá del territorio geográfico ilustra influencias de lo nuestro en la cultura popular americana y latina.

Pero todo cuanto hago y produzco está sometido al gran proyecto de mi vida que son mis hijos Taiwo Salvador, Malcolm Kehinde y Leandro Idowu Selier. Ellos, por suerte, son unos chicos inmensamente talentosos y acaban de hacer su primera exhibición de arte, mostrando su joven obra en pintura, vídeo, web-comics, video-juegos hace dos semanas, así que ¡el experimento no ha salido tan mal!

Háblanos acerca de Woman Orishas, ¿de que va? ¿Cuáles son sus aportes, como obra de arte?

Woman Orishas es una rara avis, una danza-teatro-concierto que homenajea a la condición femenina desde la perspectiva de un sujeto afro-diaspórico.

Los tres monólogos que conforman la obra toman lo religioso como un vehículo para la reflexión existencial de la construcción del sujeto femenino (Oshun), la mitologías de la maternidad (Yemaya) y nuestra condición trascendente, y/o nuestra posibilidad real de ser autoras de propia historia( Oya).

Yo aproveché la invitación del Museo Cubano de Miami, para hacer hacer hablar a las orishas que había bailado tantas veces.

Un orisha es una forma de historia colectiva, Oshun, Yemaya, Oya, no fueron una sino muchas mujeres que hicieron aportaciones trascendentes a sus comunidades en el momento que les tocó vivir. Las historias de un orisha son relevantes en tanto se actualizan siempre desde el presente, para guiar, inspirar y sobre todo para sanar y complementar individual y grupalmente.

Esta obra intenta cerrar una brecha enorme de la ausencia en los escenarios, del cuerpo y de la historias de los afrocubanos y de los afrolatinos en general.

Como artista, tienes una obra consolidada que contribuye a mantener viva la cultura afrocubana. Pero sabemos que por ejemplo la Regla de Osha, está lleno de estereotipos —bellos y atractivos— pero estereotipos al fin. ¿Qué haces con esas imágenes estereotipadas que entran en conflicto con quizás tu arista de activista o de académica?

Creo que hay tantas visiones de la prácticas religiosas como practicantes.

Una de las grandes dichas de mi vida es haber sido iniciada religiosamente por Victor Betancourt que es uno de los intelectuales fundamental del Culto de Ifa. Editando su trabajo capté un mensaje muy importante que subyace en mi obra, de repensar la práctica más allá de las transformaciones que la esclavitud y la sociedad colonial le impusieron.

Oya, Yemaya y Oshun las muchas historias individuales que ellas sintetizan, representan mujeres con una agencia política y económica, que Occidente negó a las mujeres hasta el siglo XX. Creo que el contexto económico y político y la gradación de competencia socio-económico en función del género, fue algo que marcó profundamente a las comunidades negras y produjo formas de exclusión que no existían en África. ¡El Epke del cual emana el Abakua en el Calabar establece allá también agrupaciones femeninas! En Nigeria las mujeres tocan tambores bata. He observado que muchas funciones mágico-religiosas en que la mujer está excluida, están centradas en feminizar al hombre, a hacer que mágicamente adquiera un poder que solo una mujer tiene. Las contradicciones que veo en el plano religioso me estimulan a leer entre lineas, pues en ellas se sedimentan fragmentos de la historia social de los afro-cubanos, no documentadas todavía.

El mundo actual está marcado por la migración, lo que supone también costos a nivel personal y profesional que se asumen cuando se emigra. Según me consta, eres de las pocas profesionales negras que se ha insertado en la academia norteamericana y que sigue siendo referencia en Cuba. Mi pregunta es entonces: ¿Ha sido fácil, difícil? ¿Qué has dejado por el camino? ¿Cuáles han sido las experiencias más transcendentales en este sentido?

Lo más duro fueron los dos años y medio durante los cuales no vi a mis hijos, apenas dormía y empece a tener problemas recurrentes con mi sistema inmunológico. Fue duro vivir sin mis amigos insustituibles en la isla y aprender más que un nuevo idioma, una gramática social distinta. Como la mayoría de los afrocubanos llegue sin contactos, sin padrinos, mi familia no tenia ningún amigo que ayudara. Pero creo que esas experiencias nos ayudan a entender quienes somos y a que no podemos renunciar.

Como decía, eres referencia en Cuba para el tratamiento de la temática racial, transcendencia que iniciaste con tu tesis de grado sobre la “gente sin historia”. De allá a acá, ¿cómo ha evolucionado tu pensamiento antirracista?

Los primeros años que pase en este país mi mente estuvo en un largo re-set, pues la experiencia cultural es completamente distinta. El cambio fundamental es que percibo mi condición afrocubana en un continuo con otras experiencias de la diáspora africana. Comprendo que nuestros desafíos económicos y políticos, así como también nuestra lucha por la visibilidad son una constante de la experiencia afro-latina.

Como siempre, al final de una entrevista: ¿cuáles son tus próximos proyectos, ya sean en el ámbito académico como artístico?

Recientemente se ha materializado uno de mis sueños: hacer mi doctorado en los Estados Unidos. Tomó más tiempo de los que pensaba pero he recibido una generosa beca del programa de Media, Cultura y Comunicación en la Universidad de Nueva York.

Planeo desarrollar más mi trabajo sobre el lugar del performance afrocubano en la genealogía del performance latino y negro. Es un trabajo desde el cual espero redimir la valía de nuestra contribución a la cultura internacional y restaurar una parte de nuestra historia cultural en la medida de lo posible.

Además, este año he logrado abrir espacios para lo afrocubano en instituciones culturales de la diáspora cubana como el Museo Cubano de Miami y el Centro Cultural Cubano de Nueva York. Siento que es un logro importante para nuestra comunidad, por encima de todo, y le da sentido a mi voluntad de seguir haciendo puentes desde la educación y el arte.

Publicado en OnCuba Magazine

Festival Artwoman: arte y discurso femenino en Cuba

Foto Helen Rodríguez

Raperas cubanas. Foto Helen Martínez

Es un hecho que, como en otros movimientos culturales, a las mujeres les ha costado ser reconocidas dentro de la cultura hip hop. Ha funcionado como una discriminación dentro de otra; primero se excluye por el género musical –es conocida la desventaja del rap y otras manifestaciones de esa cultura respecto a otras vertientes musicales-, y luego se discrimina en virtud del género sexual.

Quizás muchas personas aludan como razón el paradigma de masculinidad dentro del movimiento de hip hop que, a pesar de ser contestatario, reproduce en cierto sentido patrones hegemónicos.

Las mujeres que participan del movimiento de hip hop en Cuba han enfrentado ambas exclusiones. No obstante, desde hace algunos años, con los primeros pasos de la agrupación femenina Instintos, comenzaron a visibilizase sus aportes al hip hop en la Isla.

Yamay Mejíias “La Fina”, Lourdes Suárez “La Cimarrona”, Las Krudas, Las Positivas, La Reina y La Real, son algunas de las principales representantes del rap en el país, que asumen el género como una forma de expresión que trasciende la creación musical. El hip hop es para ellas un instrumento para el debate y el activismo político y social.

 

Festival Artwoman 2014
Artwoman se pronuncia contra la homofobia, la xenofobia, el racismo, el machismo y todas las manifestaciones de violencia.

Es ha sido que ha nacido el Primer Festival Internacional de Mujeres Artistas y Artivistas Sociales en Cuba, Artwoman, que tendrá lugar en la capital cubana del 12 al 14 de diciembre de 2014 y que pretende reunir a artistas, activistas e investigadores asociados al universo del hip hop.

Los proyectos En mi barrio y Somos mucho más organizan el evento que, según la convocatoria oficial, “acogerá propuestas en las categorías artes escénicas, música, artes plásticas y visuales, literatura, arte experimental y activismo feminista”.

La Casa de la Poesía será la sede de este festival que pretende “visibilizar las diferentes manifestaciones del arte y discurso femenino a partir de un posicionamiento feminista afrodescendiente y no-normativo”.

Artwoman busca posicionarse, desde la cultura hip hop, contra la homofobia, la xenofobia, el racismo, el machismo y todas las manifestaciones de violencia.

Raperas, poetas, escritoras y activistas invitan a trabajar contra la “invisibilidad, la domesticación del silencio, la violencia y el autorrechazo en que viven muchas mujeres, cuyas expresiones artísticas han sido recluidas al mundo de las manualidades o desechadas por no tener un valor económico en el mercado patriarcal capitalista occidental, y/o ser consideradas inferiores al arte realizado por hombres; por sus discursos políticos feministas, revolucionarios, de reivindicación social; o por no ser realizado por profesionales de escuelas de arte y academias”.

El encuentro académico se propone abordar, entre otras las temáticas, la función del arte como herramienta política de transformaciones sociales; el activismo feminista; las estrategias de sobrevivencia de las artistas y del arte femenino y feminista.

Sitio Web oficial de Artwoman

Página del Festival Artwoman en Facebook