Convocatoria: II Festival “La Muñeca Negra”

El Club del EspendrúAfrolatino Travel y realizarán II Festival “La Muñeca Negra”, los día 8 y 9 de noviembre 2018, en Casa de África, La Habana Vieja.

Dicha fiesta creativa permite adentrarse no solo en la confección de estos muñecas, sino también participar en charlas, paneles y debates sobre temáticas afines, así como interactuar con intelectuales, artistas y activistas afrodescendientes cubanos ancestrales.

anuncio

El Club del Espendrú es un proyecto artístico-comunitario del dúo de hip hop cubano Obsesión, integrado por Magia y Alexei, una de las agrupaciones que más activismo antirracista ha hecho en la isla, por lo cual ha ganado reconocimiento internacional.

Afrolatino Travel es una agencia especializada de turismo que propone la visita de lugares, así como temáticas que nos conectan con nuestra negritud.

Si deseas recibir la información sobre el Festival puedes solicitarla al buzón espendru@gmail.com

Aquí les dejo el video resultado del I Festival “La Muñeca Negra”, que tuvo lugar en el año 2017, en la biblioteca Rubén Martínez Villena, en La Habana Vieja.

 

Gloria Rolando: Un asalto al corazón de una obra paradigmática

Por Roberto Zurbano Torres

EL CLUB DEL ESPENDRÚ tuvo la mejor oportunidad para abrazar, compartir y agradecer a Gloria Rolando, su carrera como cineasta independiente, directora de diez documentales y una serie documental de tres capítulos sobre la Masacre del Partido Independiente de Color. Su mirada escudriña la vida de la gente sin historia y les convierte en valiosos protagonistas de la cultura y la sociedad cubana, pues ella sabe elegir temas, personajes y acontecimientos del pasado que tienen una intensa vibración en el presente.

Habíamos demorado este abrazo tanto, que decidimos asaltarla en el momento más oportuno, recordando lo que hacíamos cuando niños con nuestras madres y maestras, quienes nunca dejan de trabajar y no les sobra mucho tiempo para contemplarse a sí mismas, para celebrarse como merecen. El marco de esta celebración fue la 43 Conferencia Anual de la Asociación de Estudios Caribeños (conocida como CSA, por sus siglas en inglés), celebrada en el hotel Habana Libre, la primera semana de junio.

Entonces, el pasado martes 5, a las 5 y 30 de la tarde aprovechamos siete minutos previos al panel que abordaba el cine de esta importante cineasta afrocubana en el salón Solidaridad, integrado por las afronorteamericanas Andrea Queeley, Devyn Spence Benson y Amberly Ellis Alene; ellas nos cedieron estos minutos para que EL CLUB DEL ESPENDRÚ honrara el modo en que Gloria Rolando se ha convertido en una de nuestras ceibas madre-maestra y hermana de luchas cada vez más necesarias, desde una persistencia, una claridad y una perspectiva futura que pocas veces encontramos en nuestro país. Y lo ha hecho a pesar de toda resistencia, de toda indiferencia y de toda soledad o falta de solidaridad. Poniéndole una inmensa y hermosa carga de entrega, profesionalidad, amor y respeto por el trabajo en equipo y la memoria colectiva.

El cine de Gloria Rolando habla de la identidad cubana, pero una identidad de rostros múltiples, usualmente olvidados por los grandes medios y también por la historiografía. Ella trabaja en ese espacio único que hay entre el pasado y el presente mostrando que los conflictos culturales dejan una huella en el futuro de la nación, pero sobre todo en nuestra vida presente. Ella ha elaborado un cine de indagación histórico-social, antropológicamente diverso, lleno de espiritualidad y de respeto por la cultura popular, las raíces afrocaribeñas de nuestra identidad y la dignificación del hombre de a pie, esa persona común que vemos crecer en sus documentales hasta convertirse en la voz que responde y corrige a la historia, dejándonos una verdadera lección de belleza y compromiso con su realidad más cercana.

Gloria Rolando es una de las artistas e intelectuales afrocaribeñas que ha reunido en su obra, las músicas, las religiones, historias y subjetividades del rostro múltiple de nuestra identidad afrocaribeña casi nunca reconocida. Una de sus mayores contribuciones es mostrarnos esos rostros en la gran pantalla con tanta dignidad y belleza. Por eso le entregamos la condición de Miembro de Honor de EL CLUB DEL ESPENDRÚ, algunos regalos para su cuerpo, otros para su alma y nuestro eterno agradecimiento por sus contribuciones, su carrera y su pasión vindicatoria, cimarrona y hermosa. Abrazamos, hermanamos, aplaudimos, compartimos y aprendemos. Así, avanzamos, juntos y dispuestos a salvar la memoria y el futuro afrodescendientes. Gracias, Gloria Rolando.

Bildschirmfoto 2018-06-23 um 09.36.53

La belleza negra en el discurso del rap cubano: Krudas Cubensi y Supercrónica Obsesión

Especial para Género y Comunicación

Las Krudas
Las Krudas

Entre Krudas Cubensi y Supercrónica Obsesión, más allá de existir una misma zona geográfica y un escenario social común, existen explícitos puntos de convergencia entre las dos agrupaciones, como es el caso del tratamiento de los paradigmas de belleza.

En virtud de lo anterior quiero comentar dos temas “Mi belleza”, spokenword incluido en El Disco Negro de Obsesión (2011) y “Eres bella”, perteneciente Cubensi Hip Hop (2003).

Como se puede inferir las dos líricas se ocupan de abordar tema a problemática de los patrones de belleza, que luego se convierten en practicas de la vida cotidiana y que funcionan también como ideales, los que además son socialmente compartidos y de los que es muy difícil escapar cuando se la sociedad los remarca y los medios de comunicación lo reproducen.

Estos paradigmas de belleza, acerca de los cuales existe un consenso generalizado también establecen jerarquías de valores donde lo positivo corresponde a “lo blanco” y lo negativo a “lo negro”, al menos en el caso cubano.

Por lo general, los diversos movimientos musicales cubanos han privilegiado miradas esencialistas a las mujeres, de manera que son comunes canciones para exaltar su feminidad, basadas en la ternura, fragilidad, delicadeza, debilidad, etc. Del otro lado se le ha cantado críticamente a las mujeres cuando no cumples dicho paradigma.

Como sucede en otras ramas de la cultura, las mujeres negras han quedado fuera de dichas representaciones. En palabras de la investigadora cubana Inés María Martiatu:

(…) la mujer negra ha sido injuriada por ese discurso de los que han ostentado históricamente el poder económico y cultural en nuestro país, una minoría blanca, masculina y heterosexual, que desde posiciones de poder indiscutibles ha impuesto su visión en la que la belleza, las proyecciones estéticas, culturales, religiosas de la mujer negra han sido desconocidas, despreciadas y descalificadas sistemáticamente (2).

Sin embargo, aun dentro de la cultura hip hop se han reproducido aquellos estereotipos que sostiene la primacía blanca o sencillamente las mujeres negras han sido nuevamente marginalizadas, sin hablar de lo difícil que ha sido para ellas, permanecer “encima de la tarima” ―preguntemos a Pelusa y Pasita, por ejemplo― y de estar presente se alude por lo general a su “cuerpo como única virtud”, como dicen Las Krudas. En fin, los raperos hombres, salvo excepciones, tampoco se lo han hecho muy fácil a las mujeres negras (representadas en las líricas) y a las raperas en el escenario.

Las mujeres negras quedamos entonces en estado de indefensión. Subalternas de un sujeto subalterno, discriminadas por género y por raza, hemos sido históricamente obligadas a corresponder al constructo social que niega la capacidad intelectual de las mujeres negras y mestizas. Acorraladas en valoraciones extremas de nuestra sensualidad en detrimento de la producción de pensamiento y el aporte intelectual como mujeres del siglo XXI, somos invisibles dentro de una sociedad conflictiva que cambia a diario, desfigurando nuestros roles sociales, en la literatura, la música y en el imaginario popular.(3)

Por otra parte, el control de los cuerpos negros por parte de la hegemonía blanca incluye además el sometimiento del cabello, ya sea a partir del rapado, el estiramiento (4), las extensiones, etc. A propósito, Las Krudas nos dicen:

obsesion
Supercrónica Obsesión

“Chardas, mecate,/ juguemos nuestro papel,/ es nuestro tiempo,/ artificios desrices y postizos son/ continuación del cuento colonialista,/ no te cojas pa’ eso,/ deja esa falsa vista”.

La recurrencia de este tema en las letras de Obsesión es notable. De hecho el asunto es expuesto con sagacidad en el “Los Pelos”(5), tema que cristaliza, en nuestro modo de ver, su militancia antiracista. Sin embargo, “Mi belleza” al ser spoken word baja el tono, que ya no es de reclamo, y se convierte en un discurso sutil dramatúrgicamente estructurado. Así plantea:

Mi belleza es punto de partida para cada hazaña./ Es limpia, no se disfraza, no se engaña”/ Mi belleza afronta mis desafíos, ahuyenta mis titubeos.(…)/ No es la de revista, no es la que estás imaginando./ No es la clásica belleza eurocéntricamente hablando.

Asimismo, el tratamiento estereotipado de los cuerpos de las mujeres negras están muy presentes en las representaciones que usualmente se hace de ellas en las tiras cómicas, los medios de presa, etc. De hecho la representación más conocida en el país de mujeres negras o mestizas son “las criollitas de Wilson“, mujeres hipersexualizadas presentadas como objetos del placer masculino y que sobresalen por los voluminosos traseros(6).

Hoy seguimos siendo objeto, desvalorizacion,/ que nos queda? Prostitucion, seduccion?/
Esto es solo una costumbre hereda’pa’ayudar a nuestra gente/ en este mundo tan material,/ no somos nalgas y pechos solamente,/tenemos cerebro mujer, siente./ Eres bella siendo tu,/ebano en flor, negra luz,/eres bella siendo tu /cuerpo no es unica virtud(7).

Del mismo modo, en el lenguaje popular los rasgos faciales de las personas negras han encontrado una palabra con marcado sentido despectivo: “bemba” para las labios gruesos, “pasa” para el pelo muy rizado y “ñata” para la nariz achatada.

Mi belleza no escandaliza a los ojos./ Ella elige las miradas y las maneja a su antojo.
Es tierna y brutal, así como el mar, de las que da que hablar,/ De armas tomar.
Mi belleza no necesita patrocinio para su proyecto./ Ella cuenta con suficiente presupuesto./ Habla su propio lenguaje no se desvaloriza(8).

Definitivamente el discurso de Supercrónica Obsesión y Krudas Cubensi sobre el tema en cuestión sobresale, en nuestra opinión, debido a su pronta inserción en la movimiento cubano de rap y a su mantenimiento en él, así como a la evolución y actualización de las ideas de ambos grupos al respecto.

Es incuestionable que el discurso de ambas agrupaciones es evidencia de un “rap cubano consciente”, en cabal conocimiento del complejo entrado de las relaciones de poder universales, entiéndase subordinación de las mujeres, la hegemonía blanca, la heteronormatividad, etc, y de su papel en la des-construcción de los mecanismos que sustentan y reproducen dichas opresiones.
NOTAS

1 Para profundizar en este aspecto, recomiendo la tesis de maestría de Yulexis Almeida Junco: “Género y racialidad. Un estudio de representaciones sociales en el barrio La Timba”, Universidad de La Habana, 2009.

2 Inés María Martiatu: “Discurso femenino en el hip hop cubano. Nuevas voces, nuevos reclamos en la cancionística cubana”, en Syllabus afrocubano, Ediciones La Ceiba, Kingston, Jamaica, 2009, pág. 301.

3 Carmen González: „Alzar la voz. Quebrar el margen. Rap y discurso femenino”, en Syllabus afrocubano, Ediciones La Ceiba, Kingston, Jamaica, 2009, pág. 272. Disponible en http://afrocubana.files.wordpress.com/2010/03/hip-hop-carmen-chacon.pdf

4 Sobre las conexiones que existen entre la identidad de género y el laciado del cabello véase Sandra del Valle : “Pasar por blanca”, La Gaceta, No. 3, may-jun, 2009, disponible en http://www.uneac.org.cu/gaceta/pdf/2009/gaceta2009-3.pdf

5 El videoclip del tema “Los pelos” recibió en 2010 el máximo premio en la categoría rap-hip hop del certamen nacional “Lucas”, el único existente en el país. El tema fue escrito en 1999 y el videoclip realizado en el 2005, por Melissa Rivière.

6 Sobre este asunto véase el ensayo “Esclavitud y cuerpos al desnudo. La sexualidad y la belleza de la mujer negra” publicado en la Revista Sexología y Sociedad, no. 37. Una versión del mismo, pero con el título “La sexualidad y la belleza de la mujer negra, una aproximación desde Cuba” se encuentra disponible en http://www.cubadebate.cu/especiales/2009/08/23/la-sexualidad-y-la-belleza-de-la-mujer-negra-una-aproximacion-desde-cuba/

7 “Eres bella”, CD Cubensi, 2003

8 “Mi belleza”, CD El Disco Negro de OBSESION, 2011